¿Por qué hacer una sesión de preboda?

Si estás preparando tu boda seguramente te habrás planteado si hacer una sesión de fotos de preboda.

Puede que dudes porque quizás imaginas una sesión con fotos posadas de pareja con las que no te identificas. O porque en medio de todo el torbellino de decisiones que tienes que tomar durante meses para organizar la boda, dudas si gastar dinero en esto o no.

Me gustaría contarte algunas razones por las que creo que sí vale la pena hacer estas fotos, normalmente, unos meses antes de la boda.

Y… no olvidéis que vosotros sois el por qué de todo esto.

1. ESENCIA

Así que, la primera razón para hacerlo es porque, qué menos que ser protagonistas de vuestras fotos como pareja por un día, ¡pero sólo vuestro! sin invitados, sin prisas, sin presión…. 

2. VALOR 

Las fotos de preboda añaden valor a toda la experiencia fotográfica de tu boda.

Son un complemento, son la parte más personal e íntima de la celebración.

Con la libertad de elegir el momento y el lugar que esté alineado con vuestra historia. Vestidos como os apetezca y si queréis que os acompañe vuestro perro, gato.. lo que hable de vosotros ahora. Desde una nueva perspectiva, a través de otros ojos, los míos.

¿quién sois? ¿cómo empezó todo? ¿qué os hace como sois cuando estáis juntos? Hay muchos detalles que poco a poco, sin daros cuenta, me iréis contando mientras yo disparo, a veces más de cerca, para encontrar vuestra conexión, a veces más de lejos para contar como el paisaje os acompaña. 

3. DISEÑO

Por otro lado, estas fotos pueden servir además para seguir aportando valor al proceso de preparación de la boda. Pueden estar en el diseño de la invitación que enviaréis a vuestra familia y amigos, regalándoles un recuerdo y recordándoles que formarán parte de esa celebración. O también podéis diseñar el álbum de firmas con ellas. Seguro que inspiran aún más a los invitados a escribir sobre vuestra historia de amor.

4. CONFIANZA

Porque seguro lo sabéis de sobras: esta sesión de fotos ayuda a que, si tenéis vergüenza o inseguridad ante la cámara, poco a poco vayáis sintiendo más confianza, tanto en vosotros mismos como protagonistas, como en mi, como fotógrafa que os acompañará ese día y el de vuestra boda.

5. EMOCIÓN

Por último, es una oportunidad para mi como profesional de crear imágenes de las que más me gustan; imágenes para vosotros de un gran nivel emocional y visual.

Porque la boda es un acto de generosidad, es un regalo para vuestra familia y amigos.

Pero la sesión de pareja es un acto de intimidad y de conexión, está para que podáis regalaros este tiempo, sin prisas, sin que nadie esté esperando.

Creo que es el momento de volver al inicio, al origen o al corazón donde se creó por primera vez el amor que más tarde, en la boda, celebraréis y compartiréis en una fiesta. A la emoción de compartir todo eso que hace que deseéis casaros.

preboda
preboda barcelona

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR